Versiones Estelares: “Come Prima” de Golpes Bajos

Una de las canciones italianas más populares de todos los tiempos. Una de las más interpretadas: desde Tony Dallara a Doménico Modugno pasando por la francesa Dalida o los norteamericanos The Platters. Hubo hasta versión en japonés. Esta que nos ocupa es del año 1985. Respetando el tema original de Mario Panzeri, Vicenzo Di Paola y Sandro Taccani, los chicos de Golpes Bajos demostraban, con esta versión, su extrema versatilidad. Podían ser semi-siniestros, rockeros, folclóricos, punk, salseros o adalid de la música ligera. Todo eso eran Teo Cardalda, Luis García, Pablo Novoa y, sobre todos ellos, Germán Coppini. Éste último era el que dotaba de personalidad cada uno de los estilos musicales que abordaban los de Vigo. 

Imagen relacionada

“Come prima” estaba incluida en el primer elepé del cuarteto, “A santa Compaña”. Trabajo que venía precedido por el enorme éxito, sobre todo de crítica, del mini álbum de debut, con clásicos de la talla de “No mires a los ojos de la gente” o “Malos tiempos para la lírica” (aunque muchos se olvidan de que esa joya incluía otras piezas muy destacables como “Estoy enfermo” o la magnífica “Tendré que salir algún día”).

Imagen relacionada

Germán Coppini venía del punk, vestía su voz de negro. Una de las voces más reconocibles del pop español de todos los tiempos, por cierto. Una de las poses más imitadas, también. La sorpresa fue mayúscula al ver cómo el disco cambiaba de registro en su tracklist de forma tan radical, sobre todo en su cara b. De la muy oscura y localista, “A santa compaña”, a la delicada y costumbrista, “Cena recalentada”, pasando por la versión más melancólica de nuestra protagonista, “Come prima” o la asfixiante “La reclusa”, sin olvidar su primer single, “Fiesta de los maniquíes”. Eso era, precisamente, este álbum; una fiesta de ritmos, de poderosos bajos, de grandes músicos, de una imaginación impecable -e imposible para alguien tan joven- y una voz que era pura tristeza y que daba vida a las mejores letras que se hayan escrito en los primeros 80. Germán era un poeta inmenso que se fue demasiado pronto, aunque sólo físicamente.

cropped-lumiere-31.jpg

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s